Teléfono de Urgencias: 993 463 042

Escoger idioma:

Dientes con endodoncia

PELIGROS DE NO REHABILITARLOS

Un diente con tratamiento de conductos (endodoncia) se vuelve un diente frágil si no se realiza la rehabilitación correspondiente. Ya sea una restauración con resina, algún tipo de incrustación o un poste para reconstruir el muñón y posteriormente una corona, esta protegerá el diente de cualquier contaminación externa y le dará la estructura necesaria para poder utilizarlo dentro de la masticación.

A la derecha se puede apreciar un diente con endodoncia que no fue rehabilitado por más de un año. Al perderse el material provisional que lo sellaba y estar expuesto al medio oral, este diente se recontaminó y proliferaron las bacterias dentro de este y a los alrededores de tu raíz. Así mismo, como el diente no estaba preparado para recibir cargar masticatorias se fracturó verticalmente, dejando como única alternativa de tratamiento la extracción.

Un diente con tratamiento de conductos generalmente no es una extracción simple y tiende a quebrarse como en este caso que la corona y las 3 raíces se retiraron por separado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba